5 productos sin obsolescencia programada

Desde móviles y portátiles hasta neveras o televisores, parece que todos los productos tienen fecha de caducidad y no queda más remedio que comprar uno nuevo cada cierto tiempo. Es lo que se conoce como obsolescencia programada. Pero, como pasa con las meigas —que haberlas haylas— también existen algunos que, si bien no duran ‘toda la vida’, sí parece que aguantan bastante. Te presentamos algunos ejemplos.

Batidora

Sus vasos pueden ser de varios tipos, como vidrio, metal o plástico, lo que aporta diferentes tipos de dureza. El primero de ellos es el más frágil de los tres materiales, ya que suelen ser de vidrio Pyrex, pero aun así es robusto. Si está hecho del segundo material, el metal, lo habitual es que sean de acero inoxidable, por lo que al igual que los cuchillos de cocina casi se puede decir que duran ‘toda la vida’. Y, por último, el plástico es de policarbonato, un polímero muy utilizado en la actualidad en la industria.

batidora

Cuchillo de cocina

Sobre todo, aquellos fabricados con acero inoxidable de alta aleación de carbono; de hecho, cuanta más concentración tengan en su composición de este elemento químico, mayor dureza presentará. Otros dos componentes claves para su duración en el tiempo son cromo y níquel.

Filamento de bombilla

Cierto es que la mayoría de las bombillas se fabrican teniendo en cuenta la obsolescencia programada, pero podrían ser casi eternas. Un ejemplo es la que ilumina la estación de bomberos de la ciudad de Livermore (California), que lleva casi 118 años en funcionamiento: se encendió por primera vez el 18 de junio de 1901. En 2015 fue noticia ‘mundial’ al cumplir un millón de horas de incandescencia; una cifra récord si se tiene en cuenta que la vida media de una ‘moderna’ es de entre 750 y 2.000 horas.

BOMBILLA FILAMENTO

Medias

Sí, has leído bien. Las originales, de nylon —una poliamida— y fabricadas por DuPont, era tan resistentes que difícilmente se rompían, por lo que decidieron probar con otros materiales que sí lo hicieran y obligar así a las usuarias a renovarlas periódicamente.

Sartén

Curiosamente, este producto ha mantenido su forma a lo largo del tiempo, sólo ha sufrido pequeñas variaciones de diseño o del material con la que se han fabricado. En la actualidad, lo habitual es que sea de acero o cerámica. Si se cuidan bien, duran años y años.

sarten